Los países más grandes del mundo

En nuestro listado de los diez países más extensos del mundo, hemos considerado interesante introducir algunos datos demográficos y económicos. Así, nos ha parecido curiosa la comparativa de las densidades de población entre ellos y sus recursos naturales existentes en el subsuelo.

Por otro lado, siempre es más sencillo comparar con el propio país para tener perspectiva. En este sentido, España cuenta con 505.904 km2 de extensión, incluyendo los dos archipiélagos, Ceuta, Melilla y ciertas entidades menores, como el peñón de Alhucemas, las islas Chafarinas, etc. Además, dispone de una población de 47,5 habitantes, lo que hace que tenga una densidad en torno a 93,55 habitantes por km2.

En cuanto a sus recursos naturales, la producción minera se ha reducido notablemente en las últimas décadas. Históricamente, siempre destacaron las cuencas mineras del norte, de donde se extraía, sobre todo, carbón.

1. Rusia: más de 17 millones de km2

Tanto su parte europea lo convierte en el país más grande de Europa como su parte asiática, en el más grande de Asia. Es el país que tiene fronteras con más países del mundo.

Sin embargo, ocupa el noveno país en cuanto al número de habitantes y una densidad de población de apenas 8,5 hab/km2. Esto se explica por la existencia de mucho territorio inhóspito y, prácticamente, inhabitable.

Presume de poseer grandes reservas energéticas y de materias primas en su subsuelo. No en vano es el primer productor mundial de gas natural y también extrae petróleo. Destaca en la minería del carbón, de la bauxita, oro, diamantes y platino, entre otros. No obstante, tiene en su contra las condiciones climáticas extremas que posee en buena parte de su territorio. Esto dificulta y encarece la extracción de recursos naturales.

2. Canadá: casi 10 millones de km2

Además de ser el país con el mayor número de kilómetros de costa, es el que dispone de más km2 ocupados por masas de agua interiores, concretamente 1,6 millones.

Esos datos contrastan con su población. Está situado en el lugar 38 con respecto al número de habitantes y su densidad de población es aún menor que la rusa, con 4,3 habitantes por km2. Eso avala la existencia de grandes áreas deshabitadas.

También dispone de recursos en su subsuelo y de grandes áreas forestales en su superficie. Así, es uno de los mayores productores de minerales. Entre ellos, destacan el platino, el oro, el níquel, el titanio, etc.

3. China: casi 9,6 millones de km2

Este gigante asiático posee la mayor frontera terrestre del mundo. Es, tal vez, el país en el que más compensado está el número de habitantes con su extensión. Es una gran potencia demográfica con más de 1.400 millones de habitantes y una densidad de población media de 147 habitantes por km2.

Como curiosidad, esa densidad media no refleja bien la realidad. Así, encontramos áreas como Hong Kong con más de 6.600 habitantes por km2 o Macao con 21.000 habitantes por km2. Por esta razón, es fácil suponer que, además de las grandes áreas montañosas, el mundo rural chino no está superpoblado.

En cuanto a sus recursos naturales, en 2019 fue el mayor productor de oro. También ocupa una posición relevante en la explotación de plomo, fosfatos, plata, hierro, uranio, etc.

4. Estados Unidos: más de 9,5 millones de km2

Es el cuarto país más grande, teniendo en cuenta la superficie de los lagos y ríos. Si se excluyera Alaska, Puerto Rico, las islas Hawái y otros territorios de ultramar, ocuparía el quinto lugar.

Con una población, algo superior a los 332 millones de habitantes, se reparte por su territorio con una densidad media de 34 habitantes por km2. Lo que entra dentro de la consideración de densidad moderada.

Posee un subsuelo muy rico y con altos niveles de extracción y producción de minerales. Es el primer productor de fosfatos, oro, platino, plata, etc.

5. Brasil: poco más de 8,5 millones de km2

Este gran país se encuentra atravesado por dos líneas geográficas terrestres: el Ecuador y el trópico de Capricornio. Además, abarca cuatro husos horarios.

Su población, de algo más de 210 millones de habitantes, se reparte por su territorio con una densidad media de 25 habitantes por km2. Posee una distribución heterogénea porque, frente a ciudades grandes y densamente pobladas como Sao Paulo, nos encontramos áreas como la Amazonia con muy poca población. Sin embargo, lo más llamativo es que posee uno de los PIB más elevados del mundo, con un reparto muy desigual de la riqueza.

Su subsuelo es muy rico en minerales y en su territorio alberga el auténtico pulmón del planeta. No obstante, destaca el gran deterioro sufrido por la deforestación. Entre sus explotaciones mineras son significativas las del hierro, el niobio, el tántalo, las rocas ornamentales o piedras semipreciosas, entre otros.

6. Australia: casi 7,7 millones de km2

Australia es un país con varias curiosidades. Una de ellas es que es el país más grande del mundo sin fronteras y el mayor del hemisferio sur. También es el más llano y árido que esté habitado. El norte es tropical, el sur templado y toda la parte central es, prácticamente, desértica. Al este, hay una cordillera que corre paralela a la costa.

Apenas tiene unos 25 millones de habitantes, por lo que su densidad es la segunda menor del mundo con 3 habitantes por km2. Sin embargo, la mayor parte de la población vive a lo largo de la línea de costa del sudeste.

En su subsuelo están las mayores reservas de uranio, níquel, zinc y plomo. Por otro lado, destaca en la producción de piedras preciosas, como el zafiro, el rubí o el diamante, y en piedras semipreciosas, como el jade. También cuenta con fuentes de gas natural y petróleo aún sin explotar.

7. India: casi 3,3 millones de km2

Es el tercer país más grande de Asia, pero a una gran distancia de los otros dos si atendemos a su extensión. Sin embargo, tiene una población de más de 1.350 millones de personas. Es el segundo país más poblado del mundo. Eso hace que su densidad de población sea muy alta, de 424 habitantes por km2 y, en este caso, su distribución es bastante homogénea.

A pesar de poseer el tercer PIB más alto del mundo, según el FMI, su gran reto es la enorme desigualdad económica y social que padece.

Es el tercer país en producción de carbón, aunque es uno de los recursos en descensos por la lucha contra el cambio climático. No obstante, destaca también por la cromita, el torio, la mica y posee, además, petróleo, gas natural, diamantes, titanio, etc. Sin embargo, India parece más interesada en convertirse en un país de servicios globales, apostando por las tecnologías y la educación de sus jóvenes.

8. Argentina: casi 2,8 millones de km2

Es el más grande de los países en los que se habla español. Sería el séptimo de este ranking si el derecho internacional reconociera como suyos todos los territorios que reivindica.

Tiene una población cercana a los 45 millones de habitantes. Esto nos da una densidad de población baja, alrededor de 16 habitantes por km2.

Posee una riqueza mineral en su subsuelo magnífica que, además, hasta finales del siglo XX, no se empezó a explotar a gran escala. Destaca en la extracción de oro, plata, cobre, plomo y zinc. También disfruta de grandes masas forestales y de enormes reservas de petróleo no convencional y de gas natural. Sin embargo, su apuesta es la de las energías renovables, siendo actualmente el principal productor de energía eólica y solar.

9. Kazajistán: poco más de 2,7 millones de km2

Es el país más grande sin salida al mar, aunque limita con el mar Caspio, que es el lago salado más extenso del mundo. Asimismo, está bañado por el mar de Aral, una laguna salada que comparte con Uzbekistán.

Desde el punto de vista de la orografía, es de una gran riqueza paisajística, ya que posee desierto, estepa, pantanos, montañas, etc.

Tiene una población ligeramente inferior a los 20 millones de habitantes y una densidad media de 7 habitantes por km2.

Es un potente productor de minerales. Así, en 2018, fue el mayor extractor de uranio. También destaca en oro, plata, cobre o bauxita, entre otros. Su principal fuente de riqueza está relacionada con la industria petroquímica, aunque, en los últimos años, también ha invertido en turismo.

10. Argelia: algo más de 2,38 millones de km2

Es el país africano más grande y, también, el más extenso del mundo árabe. Su población supera ligeramente los 42 millones de habitantes. Así, su densidad media es de 16,03 habitantes por km2. Eso sí, su distribución es bastante desigual.

La razón es sencilla. El norte está recorrido por la prolongación de la cordillera del Atlas y, en su cara sur, ya comienza el desierto del Sáhara.

En cuanto a sus recursos naturales, es uno de los principales productores de petróleo y gas natural. También extrae yeso y fosfatos. Estos últimos son abundantes en el Sáhara y constituyen una de las razones que explican las disputas por dicho territorio.

Este sitio usa cookies para mejorar su experiencia de usuario. Al dar clic sobre el botón Aceptar, usted acepta expresamente nuestra política de cookies. Más información